Watchmen (2009)



Ayer mismo, viernes seis de marzo del año 2009, concluyó la cuenta atrás del reloj del juicio final. Aquellos personajes en mayas que allá por los años ochenta protagonizaron el primer tebeo superheróico dirigido al público adulto, asaltaban las pantallas de cine de todo el mundo. El target volvía a ser la audiencia legalmente madura, mayor de 18 años, y el resultado… total y absolutamente espectacular, al menos para mí, fan irredento como me considero de la serie limitada original.

Y es que, aún partiendo de la base de que ya percibo a Watchmen como la primera obra maestra freak del cine de género en el siglo 21, he de reconocer que la peli puede resultar indigerible para el espectador convencional. Zack Snyder ha optado por no dejar atrás casi ningún hilo argumental del tebeo, comportándose como un verdadero fan al que le dan las riendas de algo tan importante y mítico, pero machacando, me temo, la paciencia del espectador no iniciado. Puedo entender que la gente termine desviando la atención en las casi tres horas de metraje (cargado de ideas argumentales bastante densas) que dura el filme, perdido entre la maraña de historias personales y los infinitos vértices y aristas del guión.

Cada detalle está milimétricamente cuidado en la película. Las historias laterales que por motivos obvios no tienen un hueco en el desarrollo de la trama, encuentran su homenaje en algún plano o secuencia que conecta con el lector empedernido del original. Ningún personaje pierde su esencia, todos están ahí tal y como los vimos en el papel, desarrollados en la medida de lo posible y respetados hasta en el más pequeño detalle. Quizá el carácter de Rorschach produce alguna sonrisa en la sala de cine que no existía en el tebeo, y también pueden haber sufrido alguna deformación los argumentos de Ozymandias, obviando la peli sus orígenes y motivaciones. Sin embargo creo que la fidelidad de la cinta vomitada por el nuevo gurú del cine de género es irreprochable. Inclusive la violencia del cómic es afrontada por el director sin ningún tipo de miramiento, exagerada incluso en algunos instantes del rollo aportando esas dosis de sinvergüencería y macarrismo tan propias del director americano (lo cual es sin duda de agradecer).

A mi personalmente me encanta esa apuesta por lo macarra y la diversión. No hay que olvidar que Watchmen también es jodidamente divertido (y kitsch, y pop... como dice Absence) no sólo sesudo y crepuscular. Las sensaciones que trasmite el tebeo son diferentes, donde ahora hay épica y puro espectáculo freak allí había patetismo y horror; pero también es verdad que el cómic de Moore y Gibbons desarrolla un ejercicio metacomiquero que es imposible de adaptar a la pantalla. La elección de Snyder me parece una lección magistral.

La puesta en escena es simplemente formidable. El mundo neo-ochentero creado para la ocasión es totalmente creíble y adecuado para la historia que se está contando. Al contrario que ocurre con Nolan a la hora de adaptar Batman, Snyder no quiere introducir a los Vigilantes en el mundo real, lo que pretende más bien es introducirnos a nosotros en su propio universo fantástico y coherente. Por otro lado la comparación con Dark Knight no se sostiene tampoco en las secuencias de acción. Snyder ya demostró su maestría en este sentido para 300, y confirma ahora que no ha olvidado ese toque.

La sobredosis argumental de la peli provoca caídas de ritmo e intensidad en algunos momentos del metraje. El final, aunque muy fiel al tebeo (al margen de cierto molusco gargantuesco) es en mi opinión un tanto anticlimático para lo que se espera del cine. La maraña de personajes y situaciones puede resultar desconcertante para los no iniciados… Todos estos defectos son ciertos, pero empequeñecen hasta el rango de los fentómetros frente a las virtudes de la peli. Escuchar el diario de Rorschach tal cual se puede leer en el tebeo y oír al Dr. Manhattan relatando su vida desde Marte, son dos ejemplos de cómo uno puede entregarse a disfrutar de Watchmen en el cine sin ningún tipo de complejo, diga lo que diga el matrimonio de la butaca de al lado o los pequeños adolescentes de la fila de delante.

En definitiva, Watchmen es, en mi modesta opinión, la mejor peli basada en un cómic que se ha realizado hasta la fecha. Este tipo de observación no quería decir mucho para mí en el pasado, ya que salvo excepciones como el Sin city de Rodríguez (digan lo que digan) o los 300 también de Snyder (mira por donde), suelo repudiar la mayoría de las modernas adaptaciones del medio por ñoñas, sosas e incoherentes. Sin embargo Watchmen me parece un peliculón en toda regla, uno que trasciende el reducido terreno de lo puramente comiquero y que en unos años se convertirá, veréis, en toda una peli de culto.

La mugre acumulada de todo el sexo que practican y de todos los asesinatos que cometen les llegará a la altura de la cintura y todas las putas y los políticos alzarán la cabeza y gritarán: “¡sálvanos!”… y yo miraré hacia abajo y susurraré “no”

Dictamen: V

PD: He olvidado comentar la extraordinaria y sorprendente selección musical (esa Cabalgata de las Valkirias en Vietnam casi me hace estallar de la emoción) y la formidable intro con el ineludible Bob Dylan de fondo del principio. Esta intro unida al asesinato del Comediante conforman un emocionantísimo, sobresaliente y vertiginoso inicio. Sencillamente genial.

(*) Artículo publicado inicialmente en el magnífico weblog de cómics Es la hora de las tortas!!!

15 comentarios:

Kike dijo...

Para mi la diferencia fundamental es que "Dark Knight" es cine de verdad y esta... "cosa" parece más un refrito de páginas del comic original para los frikis que una película coherente.

Mario dijo...

Jeje, aquí nunca vamos a estar de acuerdo Kike, como lo sabes! :-P

Para mí Nolan desprecia la fuerza y la fantasía de los cómics y lo que le salen son películas sin alma, incoherentes y además sin nada que decir.

Pero como ya sabemos esto es un debate Ad infinitum! :-)

Watchmen me encanta por todo lo contrario. Y por cierto, ayer volví a verla y me reafirmo en ello: se merece un pedazo de V.

Me alegro de volver a leerte por aquí Kike! Un saludo!

Kike dijo...

Hombre, de Batman peudes decir lo que quieras pero no que es "incoherente" y "sin nada que decir". Precisamente la estructura de los acontecimientos es mucho más dinámica y lógica que en "watchmen" y los tema del filme (orden/caos, civilización/barbarie, protección/fascismo) están definidos claramente y tratados con gran profundidad.

A mi el filme de Snyder me ha dejado totalmente frío, especialmente en la segunda mitad, cuando me daba igual si los personajes vivían o morían.

Mario dijo...

Kike, ya sabes que a mi intentar enfocar de modo realista que un tío se disfraza de murciélago y sale a dar hostias a los malos por las noches me parece incoherente :-P

Pero es que no nos vamos a poner de acuerdo porque simplemente no me gusta ese estilo :-) Incluso la acción tiene esa pretensión de realidad tan insoportable.

Watchmen presenta ideas mucho más originales sobre la condición humana, en mi opinión. Y además con el agravante de que no intenta moralizar sino al revés. Están ahí puestas para nuestro goce y diversión, sin más.

"Precisamente la estructura de los acontecimientos es mucho más dinámica y lógica (en Dark Knight)"

Para mi Dark Knight carece de toda lógica argumental y me pareció de todo menos dinámica...

¿Cuando rodamos un Watchmen Vs. Batman para ver quien tiene razón?
:-P

Un abrazo!

Kike dijo...

Todo el mundo sabe que en una pelea entre Batman y Watchmen ganaría el increíble Hulk.

Kike dijo...

Al igual que en una pelea entre Saruman y Darth Vader ganaría Skeletor...

Alvaro Oliva dijo...

En mi blog he puesto una crítica también, por si os apetece comentar la jugada.

Alvaro Oliva dijo...

Jeje, que ayer iba a haber puesto algo más pero se me cerró.

Aunque es algo diferente a los comics, para mi la mejor adaptación al cine es sin duda: "Conan el bárbaro". Una joya de película se mire por donde se mire.

Ahora responderé si eso a tu comentario.

:)

Kike dijo...

Tio, Conan mola pero adaptación es un CHURRO. No tiene NADA que ver con los geniales trabajos de Robert E Howard.

Mario dijo...

Además Conan no es una adaptación de cómic, aunque fueran los tebeos los que popularizaron al personaje :-)

Una obra maestra si señor. Además Millius y Howard tenían bastante en común por lo que tengo entendido :-P

Saludetes!

Dude dijo...

Guau!!! que critica mas entusiasta. He leido de todo sobre el film, que gusta que no, que tiene momentos buenos otros aburridos.Yo de momento no la he visto pero tanta gente hablando de lo mismo...creoq voy a tener que verla ya!

Salu2

yakuzahorror dijo...

Hola, como les va? Soy el autor de Lucas Robledo Cine. Luego de un tiempo ausente del mundillo de los blogs, he retomado el vicio de redactar pero en otro formato: me he mudado a wordpress y ahora mi blog se titula Yakuza Horror.
Me comunico para avisar que ya coloque su link en mi nuevo blog y para ver si podes cambiar el enlace del mio.

URL - http://yakuzahorror.wordpress.com

Saludos!!!

Demócrito dijo...

Hermana, podrías haberme dicho que seguías escribiendo, jodía.

Sabido esto, te leeré por aquí.

Nos hablamos.

mge dijo...

Curiosamente hoy subí esta película a mi blog.

A mí me ha resultado normalona, pero hay que admitir que tiene una de las mejores secuencias de créditos iniciales que jamás haya visto. Inolvidables.

Y bueno, al menos en mi caso he salido del cine con TODAS las ganas de ser un superhéroe :P

Anónimo dijo...

Aprendi mucho